BIOGRAFÍAS CORTAS ® Sor Juana Inés de La Cruz : Monja y escritora

Sor Juana Inés de La Cruz

Sor Juana Inés de La Cruz

Monja y escritora

  • Nacida en México (1651), Juana Inés de Asbaje y Ramírez de Santillana, conocida en todo el mundo como Sor Juana Inés de la Cruz, fue una monja y escritora que dio mucho de qué hablar en su tiempo.
  • Sor Juana Inés fue considerada desde pequeña como una niña muy inteligente, un caso prodigio, pues aprendió a leer y a escribir a los 3 años de edad, cuando la mayoría de los niños logran ambas cosas pasados los 5 años y en aquella época muchos no llegaban ni a conseguirlo.
  • Era una niña muy activa y curiosa, le gustaba mucho leer y hacer preguntas. Para la época, no se esperaba que una niña que cuestionara tantas cosas ingresara en un convento, pero Juana Inés lo hizo.
  • Se dice que ella no era realmente una persona religiosa, pero para esos tiempos las mujeres se casaban a muy temprana edad y, siendo Juana Inés una niña muy inteligente, prefirió quedarse en el convento para no casarse sin estar enamorada y para poder seguir estudiando.
  • Esta decisión le permitió continuar con sus estudios en lugar de tener que mantenerse en casa, algo que ella deseaba con muchas ganas porque a las mujeres en aquella época (aunque cueste creerlo) no se les permitía estudiar más allá de la educación básica.
  • Durante sus años de religiosa tuvo la oportunidad de escribir música, poesía, obras teatrales y hasta realizó experimentos científicos.
  • No por ello Sor Juana se desligó de la vida religiosa ya que, al contrario, muchos de sus escritos invitaban a la reflexión sobre la religión por los que se metió, además, en algunos líos, dado que aquel era un trabajo casi exclusivo para los hombres religiosos.
  • De hecho, que Sor Juana Inés insistiera en seguir escribiendo y reflexionando, a pesar de todas las críticas y amenazas, es la causa principal de que aun la recordemos en nuestros días, pues abrió paso a muchas mujeres en el camino de la literatura y la filosofía.
  • Lamentablemente, luchar sola contra tantas personas la puso muy triste. Tanto, que un día se rindió ante las críticas, vendió todos sus libros y le dio ese dinero a los más pobres para dedicarse el resto de sus días a las tareas más propias de una monja.
  • Finalmente, Sor Juana Inés de la Cruz murió enferma de peste en Ciudad de México, en el año 1695.
Publicado el

junio 28, 2018

Enviar comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *