CUENTO INFANTIL: La "H" no quiere ser muda | Colaboración

La “H” no quiere ser muda

La “H” no quiere ser muda

Nuevo cuento de nuestra amiga Pilar Holguín basado en la letra H del alfabeto. Además de ser un cuento muy original (con guiño incluido), nos sirve para aprender ortografía. ¡Que lo disfrutéis!

Cuento infantil: La “H” no quiere ser muda

Por las noches, después de leer un cuento en nuestra cama calentitos, y cuando el hada del sueño nos toca con su varita mágica para que nos entren ganas de dormir, cerramos los ojos y ya está… ¡Pues no chicos! Hay un montón de cosas por resolver y esta noche le toca a las letras del abecedario solucionar el problema de “H” (me refiero a la letra h, claro).

Vamos a mirar por el ojo de la cerradura de la gran sala donde se han reunido…Está hablando la letra “B”:

  • ­Pero vamos a ver, “H” querida, ¿por qué de pronto te entra esa manía de que no quieres ser muda?
  • Pues… -dice “H” tímidamente- porque todas vosotras sois muy importantes y sonoras, y yo quiero valer para algo también. Ocupo un lugar en el abecedario entre la letra “G” y la “I”, pero nunca me he sentido útil.
  • Perdona “H”-dice la “O”- es verdad que en algunas palabras pasas desapercibida, pero cambias por completo el significado de muchas otras. Mira la palabra “ola”, no apareces y todo el mundo piensa en los volantes del mar, sin embargo, cuando te sitúas delante de mí en “hola”, sabemos que es un saludo.
  • Sí, pero ¿veis?, no tengo sonido- respondió “H” con tristeza.
  • ¡Un momento!- salta la letra “C”- ¿qué sería de los niños si tú no me acompañases? Además, a mí me cambias el sonido, mira: a “cocolate y cuce” tú las conviertes en dos palabras mágicas para ellos, “chocolate y chuche”, ¿o no?
  • ¡Es cierto! – Respondió “H” entusiasmada- ¡No suena igual!
  • ¡Pues eso!
  • ¡Ah! –Dijo la majestuosa “A” mayúscula- Y los escritores de cuentos han decidido empezar contigo las historias con “Había una vez”, y hay una de ellas que siempre dice: mi apellido es Holguín con “H”.

Todas las letras se volvieron entonces hacia la “h” y las que se burlaban de ella la miraron de forma diferente.

Y “H” tomó su posición de nuevo en el abecedario feliz de sentirse, por fin, una letra tan importante como el resto.

¿No lo pensáis vosotros también?

¡Felices sueños peques!

cuento infantil la letra h

1 Comentario

  1. Laura mariana

    Me ha gustado mucho esta página he aprendido mucho gracias por crear la pagina

    Responder

Enviar comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *